buenisima cronica de lucha libro

¡No toques nada!

Convertir la acción misma de  la escritura: una mesa, una persona, un ordenador o una libreta, altas horas, silencio o sucedáneos, intimidad,  miradas fijas a la pared, procastrinación, pajas mentales, de las otras, ojear libros, resoplar, tabaquismo.  Convertirlo en un espectáculo, sacarlo de su encierro, romper el vidrio de -en caso de incendio- para producir ruido y transformarlo en entretenimiento, es lo que  me llamó la atención de este Primer Campeonato de Improvisación Literaria. Algo distinto de la solemnidad habitual de un concurso. Exposición pura frente  a un público (si lo hubiera) y un premio que descubro después de haber enviado dos cuentos a la espera de saber si han sido seleccionados.

Una máscara de luchador mexicano, un nombre de guerra acorde a los brillos de la careta, una pantalla gigante, 3 palabras, 5 minutos y una canción que cuando termina hace las veces de campana. Improvisa,  para eso estás…

Ver la entrada original 885 palabras más

Anuncios