Cuartos de final Tfe

Cuartos de final: jueves 26 de noviembre

1ª RONDA – ELEMENTOS: DIFÍCIL – INVISIBLE – PURO

AKHESA

Hoy voy a empezar a fumar. Debe ser emocionante eso de dejarse arrastrar por los vicios. Mi padre lo hacía, mi abuelo lo hacía. No puede ser tan difícil. Aún no son las cinco, pero voy a esperar a que el estanco abra. Y que no sea un cigarro, un puro, modo Sara Montiel y dejarme llevar por el humo hacia este cielo sórdido. Ojalá fuera licántropo. Hay una luna llena en el cielo espectacular que me invita a ser invisible, un hombre-lobo-mujer, híbrido, y comerme la pena a dentelladas. Creo que será un buen hábito. Paso de la regla de los 21 días. Hoy puedo empezar.

EKADE

El fumador enmascarado

Si que es difícil engañar a un médico.¡Joder! es imposible.

Yo con ese aire de puro, de inocente, y él empeñado en la radiografía.

Ante esos aparatos no hay nadie invisible. Nadie escapa. No hay máscara que valga.

Quizás, si mando a algún colega… Lo otro es asumirlo y dejar de fumar.

*Ganadora: AKHESA

 

2º RONDA – ELEMENTOS: RETROVISOR – SUJETADOR – JUEGO

 MÁSCARA DE MAJOU

Él le dijo que sería un juego, que no habría ningún problema, que estarían en su coche y que nadie los vería. Que era demasiado arriesgado hacerlo en su casa, que se quitara el sujetador. Pero ella no quería, no, ella creía en el amor y otros monstruos, no creía en encuentros casuales de una sola noche. Quería enamorarse, como el gato que se enamora 7 veces en toda su vida, y todas ellas de la misma gata.

Quiso huir de allí, atravesar la ventana, pero él no le dejaba, no podía hacer nada. Ya le había quitado el sujetador. Para él era un simple juego.

Pero ella le golpeó, tantas veces como pudo y salió del coche corriendo. Miró atrás, solo veía el retrovisor, y una puerta rota, con los cristales en el suelo llenos de sangre.

Se había acabado el juego.

JOB DENUDO

Siempre he tenido miedo a los coches

Quiero volver a ser un infante

Y dormir en el asiento trasero

Mientras mis padres hablan

Y miran por el retrovisor

Antes todo era un juego

Ahora soy mayor

Y tengo miedo

Miedo de no llegar a las alturas

Miedo de no poder desabrochar ese sujetador

Te haces mayor y solo quedan los recuerdos

Te haces mayor y ya no tienes referentes

Estás solo contra un mundo de accidentes

Te haces mayor en un mundo donde la gente se mira con desprecio

Quiero ser un ancianito en mi porche descuidado

Para poder comportarme como en mis primeros años

Donde no te acordabas si era hoy o mañana

Donde solo querias saber si había flan

Quiero hacerme muy mayor, de esos que tiemblan, para que alguien me cuide con el mismo cariño que un amor de embarazo solo puede dar

*Ganadora: MÁSCARA DE MAJOU

 

3º RONDA – ELEMENTOS: ENREDO – MOTEL – MANÍA

LIVINGSLOW

…si no tuviera esa maldita manía de la pulcritud, aceptaría cualquier enredo que propusiera cualquiera. Sí, cualquiera!! Pero no, la cosa de la limpieza hace que no pueda entrar en ningún motel de carretera o de ciudad, de por horas o de por toda la noche, ni siquiera en los temáticos tan extra límpios que abundan en las calles de Tokio, esos con habitaciones adaptadas a casi cualquier fantasía, en las que desgraciadamente no puedes ir sola, aunque sea a explorar o explorarte o a imaginar que te exploran otros, otros pulcros, tan pulcros como te gustaría que fueran tus pensamientos… pero no lo son, tus pensamientos son todo menos limpios… en qué habrás estado pensando cuando nombríe

SALCERDA

Qué manía la de mi madre de meterse en esos líos de alterne. Sábado noche y yo en pijama en el sillón, oyendo voces desde la tele de su cuarto para no sentir su ausencia y pensar menos en hachas y cuchillos que aparecen por el pasillo de la mano de algún señor desconocido, hacia mi pecho. Escucho el teléfono y pienso de qué clase de enredo se trata esta vez. Un número extraño. Mamá y sus amantes. Mamá y la policía. Mamá y ella en su totalidad. Lo cojo por cojera mental y escucho la voz de una señora atormentada que grita como si vendiera naranjas en la esquina. Resulta que esta vez le ha dado por morder a algún pobre desgraciado en la axila. La axila, joder mamá. Qué gusto el tuyo. Doblo la manta, me quito el pijama y voy directamente a la puerta a por mi uniforme de guardia civil. Me lo planto, me ato las botas y me miro en el espejo ensayando la mueca de mala leche digna de cualquier policía local en una rotonda a las dos de la tarde. Cojo las llaves y me dirijo al motel. Ya voy mamá, a tu rescate.

* Ganadora: SALCERDA

 

4º RONDA – ELEMENTOS: CONFESIÓN – BIGOTE – TORMENTA

GUACAMOLE PELEÓN

No podía creerme que me estuviera pasando aquello. Todo por culpa de esa dichosa tormenta, encerrada aquí.

Siento que las paredes se cierran sobre mí. Qué voy a hacer ahora. No puedo respirar. Me parece que me dejé el horno encendido y encima yo con estos pelos. Mi marido se va a pensar que soy idiota y mi madre ni te cuento.

Todo se tensa a mi alrededor. Se me está nublando la vista. Si tuviera que decir mi última confesión ahora sería que ayer no fui al gimnasio, ni los últimos seis meses.

Siempre me han dicho que respire hondo en estas situaciones, que todo se pasa. Pero yo sé que no es cierto. Qué va a saber el resto del universo si no está aquí, conmigo, metida en este desastre infernal.

Sé que no voy a poder salir de aquí. Todo me da vueltas, creo que me voy a desmayar… Ojalá me hubiera depilado el bigote…

¡Señora, somos los bomberos! Vamos a sacarla ya del ascensor.

LOCO SAUDADE

Les voy a contar un secreto:                 . Es broma. Yo miento. Me gusta mentir. Bueno, a veces. “Loco Saudade” miente. ¿Y qué? Se afeita el bigote y luego se lo toca, meditando. Él es así.

Sin embargo, a veces también recuerda. Se acuerda de aquellos veranos. Veranos a tu lado, de confesiones de borrachera y besos de media noche.

Recuerdo aquella vez que te dibujé con mi lápiz, y tu boca se dibujaba sola. Y me decías que me copiaba de Cortázar, y éramos cíclopes miopes.

Es verdad, miento. Pero a veces adivino lo que iba a pasar. Y aquel 4 de septiembre se acababa el verano, se acaban la vista, se acababa la playa, el horizonte, la arena, y bajo la tierra, la caja de Pandora que un día desatamos.

Eras mi tormenta preferida, y era con un chicle de menta, como más te gustaba que me comiese tus mentiras.

No sé, estaba solo. Me quedé aquella noche mirando tonto a las estrellas, abobado.

Algunas aún me guiñan al oído los destellos de la noche.

*Loco Saudade no utilizó correctamente la palabra “Confesión”.

*Ganadora: GUACAMOLE PELEÓN.